La isla de El Hierro ha sido elegida junto con otros dos territorios de Canarias como los puntos de España en los que se pone en marcha el proyecto AGEO (siglas en inglés para Plataforma para la Gestión de Riesgos en el Área Atlántica), proyecto financiado por el programa INTERREG y el Fondo de Desarrollo para el Área Atlántica de la Unión Europea.

Se trata de un proyecto que promueve la participación ciudadana en la prevención y gestión de riesgos, principalmente geológicos. La actividad volcánica y las características geológicas de las islas hacen que sean lugares perfectos para la implantación de estos proyectos, y así lo demuestra la elección de un municipio de la isla de Tenerife, otro de la isla de Gran Canaria y la totalidad de la isla de El Hierro para su implementación.

Por la especial situación que vivimos debido a la COVID 19 y para poder reunir al máximo número de interesados sin incumplir la normativa, la presentación se realizó de forma telemática, con una videoconferencia a la que se unieron más de una veintena de participantes. El presidente del Cabildo de El Hierro, D. Alpidio Armas, fue el encargado de abrir la sesión agradeciendo al IGME (Instituto Geológico y Minero de España) haber elegido la isla para este tipo de estudios y proyectos y es que “en El Hierro siempre estamos dispuestos a colaborar con iniciativas y estudios científicos como este”, afirmó el presidente.

Durante la presentación, que corrió de la mano de un representante de VIC Vivero de Iniciativas Ciudadanas, se habló de las diferentes herramientas que existen hoy en día para la mejora de la gestión de riesgos, como son la base de datos BDMoves, el visor de Seguridad y Emergencias del IGME, RIESGOMAP, el PEIN o Plan Territorial Insular de Emergencias de El Hierro, el proyecto Copernicus y la aplicación ArcGISSurvey123 entre otras. Además de esto se habló de la parte de divulgación en Talleres y Ferias Científicas Divulgativas cuyo propósito es acercar la ciencia a los ciudadanos de a pie.

A través de este proyecto, serán los propios habitantes de los territorios participantes quienes proporcionen información de desprendimientos al programa mediante fotos, vídeos, audios, coordenadas GPS, o cualquier otro sistema para que los científicos los valoren, los añadan a sus bases de datos, los interpreten, y difundan la información a la población y lancen alertas cuando estas sean necesarias. Se trata, pues, de un sistema de retroalimentación continua donde cada eslabón de la cadena es igual de importante. Los ciudadanos se convertirán en los ojos de los científicos.

El envío de toda esta información se hará a través de la aplicación móvil GISSurvey123 ya disponible o a través de un formulario directamente en la web. Ambas opciones están accesibles mediante el código QR que aparece a la izquierda.

Para finalizar se abrió un turno de debate, en el que además los participantes en la reunión tuvieron la oportunidad de presentarse, y se propusieron las fechas de las próximas reuniones, que han quedado marcadas para el 5 de mayo, el 14 de julio, y pendiente confirmar el día de la que se celebrará en el mes de octubre. Cerraron la sesión Dña. Yurena Pérez Candelario, gestora de la Reserva de la Biosfera de El Hierro que participa en la difusión del proyecto a través del Órgano de Participación ciudadana y Dña. Inés Galindo Jiménez, del IGME, y coordinadora del proyecto AGEO, y que resaltó la predisposición de la isla de El Hierro siempre a colaborar tanto con la organización que ella representa como con todas aquellas acciones de investigación y divulgación científica que se han propuesto en este territorio.